De Cómo Evitar al Protagonista Superpoderoso: Mistborn de Brandon Sanderson

0
601

Mistborn-coverMe gustaba mucho la serie de TV llamada “Héroes.” Cuentan que su fracaso se debió a que, como los televidentes se enamoraron tanto de los carismáticos personajes, a partir de la segunda temporada, para hacerlos evolucionar, los llevaron a cotas de poder tan altas que la verosimilitud de lo presentado se cayó por su propio peso. Por ejemplo, el villano de la primera temporada era terrible: mataba superhéroes abriéndoles la cabeza, robaba sus poderes y se volvió tan pero tan invencible, que tuvieron que darle a otro personaje el mismo poder de robar para equilibrar el asunto. Para evitar que destruyeran el mundo, a uno lo convirtieron en inseguro y al otro lo volvieron “bueno.” Y así, los personajes que comenzaron siendo entrañables, acabaron flanderizados en tiempo récord. Resultado: catastrófico.

Lo que podemos aprender de esto es que es peligroso hacer a tus personajes demasiado poderosos, porque rápidamente te puedes encontrar con una bomba de tiempo en las manos. Otro peligro que encontramos cuando tenemos un personaje muy poderoso es que el lector sospeche desde el principio que a este personaje no lo van a matar, pues está llamado a salvar el día, arruinando en buena parte la posibilidad de sorpresa.

Bueno, pues si queremos evitar estos dos peligros tengo un ejemplo muy bueno en la serie “Nacidos de la bruma” (Mistborn) de Brandon Sanderson. Como siempre, si siguen de aquí es porque leyeron la trilogía (me baso en los tres primeros libros, que forman un arco argumental), porque no la piensan leer o porque no les importan los spoilers.

Estos libros cuentan una historia centrada en un mítico salvador del mundo, el Héroe de las Eras. Se supone que hace mil años, el Héroe de las Eras salvó al mundo de un misterioso peligro llamado la Profundidad, para luego convertirse en un tirano inmortal que esclaviza a la mitad de la población y convierte al resto en nobles bajo su dura mano. El primer libro nos presenta a Kelsier, un nacido de la bruma capaz de “quemar” metales en su interior para obtener poderes de ellos. Se trata de un mundo en el cual los nobles tienen en sus genes esta posibilidad de quemar metales, así como algunos mestizos descendientes de nobles con skaa, que son los esclavos. Y conocemos a Kelsier como un hombre de temer, que asesina despiadadamente a un noble que estaba a punto de violar y asesinar a una skaa. Se nos presenta como el salvador de los skaa, una especie de Mesías anunciado en susurros durante las oscuras noches cubiertas de brumas tenebrosas. Se trata del Superviviente, el único skaa que fue condenado a trabajos forzados en los Pozos de Hathsin y logró escapar con vida y poderes de nacido de la bruma.

Mistborn-_The_Well_of_Ascension_by_Brandon_SandersonA lo largo del primer libro, Kelsier traba conocimiento con Vin, una chica que también es nacida de la bruma, pero no lo sabe. La toma bajo su tutela y la incluye en su banda, mientras maquinan su gran plan: derrocar al Lord Legislador, quien se había convertido en el Héroe de las Eras mil años atrás, acabando con la tiranía de los nobles y la esclavitud de los skaa. Pero cuando llega el momento del enfrentamiento con el Lord Legislador, éste mata a Kelsier de un solo golpe. ¿Que no era Kelsier el héroe? Pues resulta que no, pues la pobre Vin es quien mata al Lord Legislador gracias a dos cosas: a que descubre el secreto de su poder (una combinación de alomancia, la capacidad ya mencionada de quemar metales, con feruquimia, la capacidad de almacenar poder en el metal), y a que las brumas, por una razón desconocida, le prestan su poder. Ah, era Vin el verdadero héroe de la historia.

Esta idea se refuerza a lo largo del segundo libro, en el que vemos que el Héroe de las Eras es ella. La alomántica más poderosa de todo el Imperio, una mezcla de niña asustada con mujer temible, empieza a escuchar el latido del Pozo de la Ascensión, el lugar en el cual mil años atrás un hombre derrotó a la Profundidad y se hizo con un poder tan grande como para poder cambiar la geografía del mundo y convertirse en un tirano inmortal, el Lord Legislador. Así Vin descubre el poder del Pozo, se hace con él y, como indica la profecía, se resiste a conservarlo. Esto es lo que no hizo el anterior Héroe de las Eras; Vin es lo suficientemente noble como para liberar el poder. Lástima que al rechazar el poder también liberó a la Profundidad.

The_Hero_of_Ages_-_Book_Three_of_MistbornEl tercer libro trata de Vin en contra de la Profundidad. Aprendemos que ésta es una fuerza primordial de la naturaleza, Ruina, y que su cntraparte, Conservación, ha muerto y ha elegido a Vin como su sucesora. Pero Vin, incluso convertida en Conservación, no puede contra Ruina y el mundo está llegando a su fin. Vin decide morir con tal de matar a Ruina. Y es así como los dos poderes fundamentales, Ruina y Conservación, quedan libres para ser tomados, ambos, por el único y verdadero Héroe de las Eras, un mayordomo terrisano que tiene en sus mentes de metal todo el conocimento necesario para devolver la luz y la vida a este mundo moribundo. Y así es como asistimos a un final épico de la mano del personaje que menos esperábamos.

Me parece que esta técnica de evolucionar al héroe a lo largo de varios personajes permite mantener la sorpresa final. Lo aprendemos cuando muere Kelsier, quien creíamos que acabaría con el Imperio del Lord Legislador, pasándole el testigo a Vin. Lo recordamos cuando muere Vin sin haber logrado salvar al mundo, dejando a una humanidad perdida y dando paso al verdadero héroe de la historia.

Yo no sé ustedes, pero a mí me parece que aquí hay una lección que aprender.

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.