FRACTAL: Universo futurista en expansión desde Medellín

    1
    147

    Aunque los organizadores del Encuentro Fractal han querido desvincular la razón de su evento al mundo de la ciencia ficción, solo en un lugar como este evento en Medellín pueden darse cita autores como James Patrick Kelly, John Kessel, Kij Johnson, Paul Di Filippo, Eduardo Carletti, junto a innovadores tecnológicos como James Alliban, Keiichi Matsuda, Jenny Magnolfi,  y terminar con un set musical de Dj Spooky: esta convergencia ya hace del encuentro algo salido de la ciencia ficción. Fue precisamente en el primer Encuentro Fractal, en una conferencia sobre el Slipstream, que James Patrick Kelly para tratar de aventurar una definición de este estilo de escritura hizo suponer que lo más cercano al extrañamiento slipstream sería si la conferencia en lugar de brindarla él, junto a su colega John Kessel, la dieran los participantes del público. Cinco años después, parece que la espina inoculada por Kelly germinó, porque lo que se vivió en esta ocasión fue precisamente lo que yo llamo “un salto slipstream”, pues la participación de este evento fue conjunta entre invitados y asistentes, con el fin de construir tres historias de diseño ficción. Los invitados ilustraban y guiaban las historias, pero el resultado final y lo que surgía de allí era fruto de la participación de los asistentes, que se conectaron completamente a las posibilidades tecnológicas.

    Para esta ocasión, entrevisté a Hernán Ortiz y Viviana Trujillo, organizadores del Encuentro Fractal, y además de preguntarles por el encuentro, aproveché para que me contaran sobre las otras actividades que realizan desde la Corporación Fractal, también vinculadas con la ficción y el futuro, pero desde la editorial, el estímulo de la creatividad y la escritura.

    webFractal13

    Luis Cermeno por Amazing Stories: Saludos Hernán y Viviana. En esta quinta edición vimos un ligero cambio en la dinámica de cómo se llevaba el Encuentro Fractal, que antes se caracterizó por las conferencias y exposiciones de grandes exponentes en los campos de la tecnología, la ciencia y la narrativa futurista,. Este año vimos un salto slipstream, en el que la participación iba dirigida más a los asistentes y los conferencistas estaban dirigiendo las narraciones futuristas que se daban in situ, interactuando activamente con el público y en un proceso de retroalimentación de conocimiento más horizontal. ¿Qué los llevó a dar este giro? Y ¿qué pudieron aprender de este nuevo enfoque?

    Hernán Ortiz y Viviana Trujillo – Fractal: El nuevo formato de Fractal nace de cuestionarnos el formato tradicional de conferencia que estábamos usando. Luego de cuatro encuentros, notamos que ese formato no estaba teniendo el impacto que queríamos. El auge de eventos tipo TED en Medellín, donde las personas se sientan a escuchar pasivamente una conferencia, nos llevó a reinventarnos completamente el Encuentro Fractal y pensar en un nuevo formato. Siguiendo con nuestro acrónimo de Ficción, Realidad, Arte, Ciencia y Tecnología desde América Latina, Fractal’13 consitió en un espacio de discusión de temas relevantes para el futuro y un espacio de creación, en el que utilizamos el poder de la ficción para abrir espacios de posibilidades con respecto a esos temas. El nuevo formato cumplió con nuestras expectativas.

    ASM: ¿Cómo entienden la creatividad en la Escritura Colectiva?

    F: Fractal no es un ejercicio de escritura colectiva; sí se crean historias colectivas, pero no se escriben colectivamente.

    Fractal abre un espacio para pensar en términos de posibilidades con respecto a temas específicos. Esto hace que surjan ideas que alimentan otras ideas, haciendo que la historia avance.

    ASM: ¿Ha sido fácil promover la idea de una narrativa grupal en un campo que por lo general se aborda desde la subjetividad de un autor?

    F: En Fractal simplemente imaginamos y contamos historias sin importar a qué género o categorización pertenezcan. Los creadores de Fractal por lo general no son escritores, ni lectores ávidos; son personas que disfrutan las historias.

    ASM: ¿Qué comentarios y críticas han recibido de esta experiencia? 

    F: Los comentarios han sido muy positivos. Varios asistentes se acercaron a expresarnos su entusiasmo por el nuevo formato. Los invitados se sintieron muy agradecidos por haber hecho parte del experimento. El invitado Keiichi Matsuda dijo que Fractal es el mejor evento del mundo y el invitado Paul Graham Raven dijo en su blog:

    Las historias creadas por los niños fueron locas, como se esperaba, y los adultos que asistieron a las sesiones más largas del día siguiente no se quedaron atrás, una vez entendieron el espíritu de los temas. Cada vez, con cada historia, había claramente un punto de giro en el que todos, de repente, comprendían las posibilidades, entendían las ideas y sus implicaciones… y ahí era cuando las historias empezaban a ponerse extrañas. Desde mi perspectiva, se sentía como si ese punto estuviera cercano a los límites entre lo físico y lo espiritual; no quiero lanzar afirmaciones sobre descubrimientos antropológicos, pero aquí parecía que –al igual que en los otros países latinoamericanos que he visitado– la división entre lo terrestre y lo espiritual es más permeable en la cultura colombiana, que sigue siendo bastante conservadora y religiosa en personalidad, y era en ese territorio disputado donde el pensamiento especulativo tomaba vida en la audiencia.

    Como una forma de validar lo que te diría cualquier profesor de escritura decente, fueron los dramas humanos que sobresalían frente a las innovaciones tecnológicas los que involucraban a la gente con las ideas. Y aunque las historias eran mucho más locas y juguetonas que las de, por ejemplo, una revista inglesa de ciencia ficción, los temas centrales y dilemas de estas innovaciones inminentes se pusieron en evidencia. Me deleitó ver a las personas intercambiar su turno en el micrófono, ver sus rostros cuando realmente se metían en lo que estaban diciendo; y aunque los resultados concretos de un evento sobre futuros como este son muy difíciles de medir o cuantificar, fue claro notar que, cuando se “da permiso” para extrapolar e imaginar, las personas son tan capaces como los futuristas o expertos en tecnología –en cierta forma, incluso más—para involucrarse con tecnologías complejas y entender cómo podrían cambiar el mundo en el que viven, ya sea para mejorarlo, o empeorarlo.

    [El texto original se puede leer en inglés acá: Fractal13:  a busman’s holyday]

    fractalgrup

    ASM: Y más allá de eso, ¿qué consideran estar generando a la misma literatura desde estos experimentos?

    F: Nuestra motivación es más social que académica; no sabemos qué impacto pueda tener un experimento como Fractal en el mundo literario. Lo que buscamos es que la gente se entere de lo que está pasando en el mundo en temas de vanguardia y llevarlos a pensar en términos de posibilidades.

    ASM: El tema de este año de Fractal 13 fue el ¿Qué pasaría si…?, una pregunta que nos remite directamente a la ciencia ficción, y con lo observado en el encuentro, las narraciones que se originaron allí estaban enmarcadas dentro del género. ¿Cuál es para ustedes la relevancia de la ciencia ficción para la sociedad y por qué debe seguir incentivándose este tipo de experiencias que den prevalencia a las narrativas futuristas en contextos como el de ustedes, en Colombia, específicamente, en Medellín?

    F: Estamos interesados en historias que que generan inquietudes con respecto a un tema y que cualquier persona puede disfrutar, sin importar a qué género pertenezcan. Puede ser ciencia ficción, terror, fantasía, mainstream, policiaco, o cualquier otro género existente o por existir en el futuro. Muchas de las historias generadas en Fractal pueden ser de ciencia ficción, pero no es algo deliberado. El formato de Fractal es totalmente abierto en ese sentido.

    ASM: ¿Pueden contarnos acerca de los retos que implica emprender un evento de las características de Encuentro Fractal?

    F: El reto más grande para un evento como Fractal es la gestión de recursos económicos

    ASM: Sé que han tenido un gran reconocimiento a nivel internacional, a través de revistas del género y de la misma difusión del evento que hacen los autores invitados. ¿Cómo creen ser percibidos en el exterior? ¿Pueden contarnos algunos de los casos más gratos sobre esta proyección internacional del Encuentro Fractal?

    F: Cada vez que le presentamos el proyecto a alguien (artistas, científicos, escritores, gestores culturales) en el exterior, nos emociona darnos cuenta de que, en la mayoría de los casos, esa persona entiende de inmediato la importancia del mismo y se pone a disposición para ayudarnos. Algo que no sucede con mucha frecuencia a nivel local. Sentimos un fuerte apoyo internacional a Fractal, donde lo consideran un proyecto único y valioso.

    ASM: ¿Cómo ha sido la recepción del Encuentro Fractal a nivel regional? ¿Cómo ha sido su relación con los grupos de fanáticos de la ciencia ficción que se están generando en la actualidad?

    F: Muchos medios aún creen que somos un evento de ciencia ficción, porque así fue como lo definimos al principio. Sin embargo, el proyecto ha ido mutando con el paso de los años y ahora está abierto a cualquier persona que pueda disfrutar de una historia, sin importar el género. Por eso tenemos entre nuestro público fans de ciencia ficción, pero también personas que solo leen literatura mainstream, o cómics, o que solo les interesa la no-ficción. Increíblemente, a gran parte del público de Fractal no le interesa leer en absoluto.

    reshma
    Reshma Shetty con una fan colombiana

    ASM: ¿Cuál es su percepción de la narrativa de ciencia ficción, y en específico, de la narrativa futurista en Colombia?

    F: Creemos que aún nos falta mucho en Colombia en cuanto a escritura de ficción. Hasta ahora no hemos encontrado autores locales que nos atrapen de la misma forma en que lo hacen algunos extranjeros.

    ASM: Además del Encuentro Fractal, la corporación Fractal desarrolla otros campos, relacionados también con las narrativas, el diseño ficción y el futuro. ¿Pueden contarnos más sobre estas otras áreas?

    F: Tenemos un sello editorial que se llama Proyecto Líquido. También hacemos Descarga, un espacio diseñado para conversar sobre posibilidades con respecto a temas específicos, talleres para niños y adultos de creatividad, storytelling, ciencia y tecnología, un taller de escritura llamado Escritura Líquida y otros proyectos  especiales.

    ASM: ¿Cómo ha sido la experiencia como editores independientes, teniendo en su catálogo una antología de escritores de cifi mundial Agua/Cero y un libro-objeto Chicas Míticas a partir de un cuento de Kij Johnson?

    F: Nos gusta mucho hacer experimentos editoriales. Ya entendimos que no podemos hacerlo esperando obtener ganancias económicas –hasta ahora no hemos podido cubrir los costos– pero es una de las mejores formas que hemos encontrado para mostrar los resultados del trabajo interdisciplinario que promovemos.

    ASM: A la hora de la traducción de muchos textos de ciencia ficción es frecuente encontrar tecnicismos y neologismos.  Para ustedes como traductores en Fractal ¿cuáles han sido los mayores retos de este género a la hora de traducir?

    F: El reto más grande ha sido la traducción de los diálogos en Chicas Míticas. Ellas tienen su propio lenguaje, en el que se omiten algunas palabras pero el significado permanece. Afortunadamente tuvimos la oportunidad de trabajar con Kij Johnson para encontrar la mejor forma de traducirlos.

    ASM: ¿Qué proyectos personales de escritura y/o edición adelantan cada uno de ustedes fuera del Universo Fractal? 

    F: Ninguno por ahora, la expansión del Universo Fractal va dejando afuera otras cosas.

    ASM: Y para no perder el horizonte futurista, ¿Cómo creen que en el futuro se desarrollará el Encuentro Fractal? 

    F: Para el año entrante seguiremos experimentando con este nuevo formato. Luego veremos qué pasa.

    ASM: Por último quiero agradecerles por contestar las preguntas y manifestarles mi apoyo por la consolidación y expansión de un encuentro tan importante no solo para Colombia, sino para toda la región de habla hispana.

    F: Muchas gracias por la entrevista. ¡Saludos!

     

    1 COMMENT

    LEAVE A REPLY

    Please enter your comment!
    Please enter your name here

    This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.